Este polifenol de origen natural se produce como respuesta inmunitaria en las plantas y los frutos ante posibles infecciones por hongos, de modo que ejerce una función protectora y actúa como antibiótico natural. Ahora, y según un estudio, esta función inmunitaria también la podría ejercer en nuestro organismo.

Las personas mayores que consumen más resveratrol tienen menos probabilidades de sufrir fracturas de cadera. Así se ha demostrado en un estudio chino en la publicación “Currents Developments in Nutrition”.

Investigadores de Polonia e Italia han estado analizando estudios científicos publicados en inglés entre 1970 y 2017 y han comprobado que ciertos ingredientes vegetales pueden ayudar a frenar el deterioro cognitivo en las personas de edad avanzada.